¿Ha avanzado el fútbol femenino?

Gracias al pasado Mundial Femenino Francia 2019 el número de audiencia ha aumentado, sin embargo, en el panorama del fútbol femenino parece que nada ha cambiado.

Autoría: Este artículo está escrito por Sara Salas.

El fútbol en España es un componente muy importante a nivel social, un 65% de la población asiste a eventos deportivos en directo o ven resúmenes, leen noticias deportivas y hablan sobre dicho deporte de forma habitual, convirtiendo al fútbol en el deporte más popular del país.

Los futbolistas se han convertido en grandes estrellas y ejemplos a seguir (aunque algunos evadan impuestos y admitan haber violado), siendo ovacionados y cobrando ingentes cantidades de dinero. Por ejemplo, el premio que se otorgó a Francia por resultar ganadora del Mundial Masculino Rusia 2018 fue de 38 millones de dólares. Todo esto si resulta que eres hombre, si eres mujer las condiciones son muy diferentes. 

Mismo ejemplo que antes, Mundial Femenino Francia 2019, el valor total de todos los premios fue de 30 millones de dólares, a repartir entre todos los equipos. El equipo ganador masculino recaudó más dinero que todos los premios juntos del femenino.

¿Cuál es la excusa para esta desigualdad? Según la FIFA esto es porque el masculino consigue mayor audiencia, y por lo tanto, mayor número de patrocinadores. Esta justificación sería válida si el fútbol femenino no estuviese totalmente invisibilizado y si las organizaciones no pusieran trabas en todo momento. Veamos algunas de las dificultades del fútbol femenino en España.

Los campos de fútbol

El equipo de primera división femenino no suele jugar en el mismo campo que el masculino. Un ejemplo de ello, es el Barcelona FC en el que las jugadoras utilizan el Johan Cruyff junto con el Barça B, mientras el masculino utiliza el famoso Camp Nou. El femenino juega en el Johan Cruyff porque cabe un menor número de espectadores, si jugase en el Camp Nou, tan solo llenaría 6.000 asientos de 99.354. Entonces, si no tiene suficiente afición para jugar en el Camp Nou, ¿de qué nos quejamos? La respuesta es sencilla: de las condiciones. 

Mientras que el Camp Nou tiene césped natural, que es mucho más costoso pero de mayor calidad, en el Johan Cruyff el césped es un híbrido entre artificial y natural. Pero estamos hablando de un gran club de fútbol que ingresa millones de euros, por lo tanto, aunque las condiciones sean diferentes, siguen siendo excelentes. Sin embargo, si hablamos de clubes de menor envergadura, la situación se complica.

Hace unas semanas el Barça jugó contra el Sporting Club de Huelva en el campo de este último. Las jugadoras, concretamente Sandra Paños, portera del Barcelona, se quejaron a través de redes sociales de las malas condiciones del campo. Había zonas en las que no había césped y en las que había agujeros, esto es un problema, puesto que jugando a nivel profesional, puede definir el resultado del juego y producir grandes lesiones.

Sandra Paños decía esto por Twitter:Así no… deslucimos el espectáculo, corremos el riesgo de lesionarnos y no damos la imagen de profesionalidad que entre tod@s exigimos. ¡Seamos serios!”

Derechos de emisión

Ahora mismo, los derechos de emisión del fútbol femenino los posee Mediapro, que se ha comprometido a emitir 3 partidos de la Liga Femenina por televisión. El problema aparece cuando esos 3 partidos se emiten en pésimas condiciones o directamente, no se emiten. Esta liga prometía ser la más televisada, aprovechando la gran audiencia que había acumulado el Mundial, sin embargo, es el primer año que no se emiten grandes eventos como el derbi vasco.

La situación no queda aquí, sino que las emisiones son desiguales, hay semanas en las que se emiten todos los partidos menos un par o semanas en las que solo se emiten tres y en unos horarios horripilantes, por ejemplo, el día 20 de octubre se emitieron dos partidos femeninos a la misma hora, las 12:00.

Pese a que Mediapro tiene los derechos de emisión de los partidos, los propios clubes tienen también el derecho a emitir los partidos vía streaming, lo cual está salvando la emisión de muchos de ellos. El F.C. Barcelona tiene Barça TV donde televisa la mayoría de los partidos, pero otros clubes con menor financiación no tienen manera de emitir sus propios partidos.

Pese a esto, se están produciendo conflictos entre Mediapro y los equipos. Hace unas semanas Mediapro interpuso una denuncia contra el F.C Barcelona por la emisión del clásico Atlético de Madrid – F.C Barcelona Mediapro tomó la decisión de no emitir el clásico, que sería como si no emitiese el clásico masculino Barça – Madrid, el partido más importante de la Liga. El F.C Barcelona decidió desobedecer las órdenes de Mediapro y emitió el partido en Barça TV. Actualmente, el F.C Barcelona ha ganado el juicio y se ha propuesto retransmitir todos los partidos que se dan en el Johan Cruyff.

Sin difusión y visibilidad